Lo único que creo que puede cambiar en una ruptura de pareja, en lo que respecta a la edad, es la madurez con la que tomamos las cosas. Cuando uno vive con el corazón despierto, el adiós siempre duele, pero los TONES sabemos lidiar de manera distinta con este dolor. ¿Será?

Siempre será preferible estar dispuesto a llorar cuando sea necesario, porque quien no lo está, tampoco está dispuesto a sonreír y a ser feliz. Los sentimientos son para eso: para sentirlos.

[ group=”Tones” random=”1″ limit=”1″]

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here