Graeme Taylor y Justin Aaberg son dos adolescentes con algo en común: son homosexuales y ambos contaban con al apoyo de sus familiares aún cuando salieron del armario a temprana edad.

Pero hay una diferencia en estas dos historias, mientras que Taylor contó con un entorno educativo que le apoyaba y que le permitió superar las dificultades, Justin tuvo que hacer frente a una homofobia extrema en su instituto, tal fue el impacto, que comenzó a recibir no solo ataques sino un rechazo tan insoportable que el joven acabó por quitarse la vida en el 2010 con tan solo 15 años de edad.

La historia de ambos llamó la atención de los cineastas Joshua Sweeney y Kyle Wentzel. Ambos se embarcaron en el proyecto del documental ‘Same Difference’ (‘Misma diferencia’), que explora la importancia de un entorno de apoyo para evitar casos de suicidio. Algo que queda claro en un dato estremecedor: otros ocho adolescentes se quitaron la vida en la zona de Annoka-Hennepin, en Minnesota, donde vivía Justin, en esos mismos años. Un caso que motivó una actuación especial contra la homofobia que quiere reflejar la película. El equipo está ahora en fase de postproducción después de haber acabado la parte principal del rodaje. Necesitan 135.000 dólares (cerca de 99.200 euros) para acabar la producción, con una campaña en Indiegogo. Faltan 26 días y de momento han superado los 2000 dólares (unos 1500 euros).

“Hay una manera de reducir el bullying homofóbico en nuestras escuelas nacionales, y eso es tratándola y respondiendo a las investigaciones actuales”, señala el equipo en la web. Ambos esperan que la cinta pueda servir como material educativo y para concienciar a la sociedad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here