VJ Dexter

Raymond Rossell, a.k.a. VJ Dexter, artista audiovisual venezolano. Activista LGBT y político. Romántico realista. Amante de los cartoons y fan de Jem & The Holograms.

Articulos Recientes

La opción inteligente: Smart Nutri

Moldear nuestros cuerpos según los objetivos que tenemos en mente, puede llegar a ser toda una ciencia, entre mitos y alternativas que nos llegan...

¿Quién es Valentina Sampaio, el primer ángel trans de Victoria’s Secret?

A principios de este mes, la reconocida modelo brasileña Valentina Sampaio fue contratada para unirse a los ángeles de Victoria's Secret en su nuevo...

Poner a andar la política

La adopción de la Política Pública para la garantía del ejercicio efectivo de los derechos de las personas que hacen parte de los sectores...

La culebra que se muerde la cola

ILUSTRACIÓN POR CRAIGANDKARL Algunxs hemos pasado por eso… Algunxs pasamos una y otra vez por lo mismo. Algunxs se acostumbran y le cogen el truquito...

Lo invisible de la invisibilidad

FOTO CORTESÍA: Sentiido Al realizar un diagnóstico sobre la poca visibilidad con la que contamos las personas Trans y las violencias ejercidas sobre nosotros, se...

Carta abierta de alguien que amó a una persona seropositiva

*A quién le interese… Salí con un chico VIH positivo y logré entender que vivía en la ignorancia y en la desinformación. El día que me...

Articulos del autor

¡Llegó LGBT+ Club!

Finalmente, después de un año de haber anunciado este proyecto, puedo traerles el primer streaming de LGBT+ Club, edición Medellín Pride 2019. Espero que sea la primera de muchísimas sesiones, que aspiro publicar para visibilizar el trabajo creativo...

¿A quién le importa lo que yo haga?

«A quién le importa lo que yo diga», «¡Sobreviviré!, buscaré un hogar»... podría citar infinitas letras de otras canciones súper conocidas por la comunidad LGBT, cantadas por la diva predilecta de cada quién, desde «Express Yourself» de...

El náufrago que alcanzó la orilla

¡Bienvenido VJ Dexter a egoCity! Despierto un día en Medellín, y la brisa en mi balcón me embriaga de optimismo. Las vivencias de un emigrante venezolano pueden ser narradas con palabras grotescas, pero ese no es mi caso. Terminó...