Entre gustos no existen disgustos, a algunos les gustan pollos, a mi me gustan los “tones”, a unos con o sin barba, con tatuajes, etc. Estamos de acuerdo que “el hombre perfecto” se queda en eso… en una canción. Pero también, estamos de acuerdo en que existe el perfil “ideal” de un hombre que nos complementará y nos hará felices.

Ahora bien, ¿cuáles son esas cualidades de ese “hombre ideal”? Les compartiré unas cuantas ideas personales, que seguro tanto gays como mujeres tenemos dentro del check list:

1. Sentido del humor: Si bien que nos haga reír es necesario, una buena dosis de humor no cae mal. Liberar el estrés y salir de la rutina que nos golpea diariamente en nuestra vida laboral, familiar o en la universidad. Un hombre que nos haga reír nos garantiza una relación amorosa más fluida, nos permite ser espontáneos y naturales. No por esto tiene que cargar el circo en la espalda, pues en todo caso los excesos siempre son malos.

2. Cariñoso: Por más frío y duro que seas, las personas siempre necesitaremos del amor. Me atrevería a decir que la mayoría de personas LGBT nos asusta la soledad, y es aquí donde abogamos por una pareja que tenga con nosotros esas demostraciones de afecto (un palabra, un beso, un abrazo), esto nos alienta.

El contacto piel con piel nos genera estados de confort, bienestar y mejor aún nos ayuda en momentos de tristeza y/o soledad.

3. Inteligente: Un hombre con quien podamos mantener una conversación, debatir, objetar, interactuar, intercambiar ideas y pensamientos, es más que excitante. Ahora combinemos estos elemntos con una voz sexy; a muchos nos conquistan con una buena conversación y la capacidad de proponer temas relevantes, un buen tono de voz, la seguridad y la inteligencia.

Seamos sinceros, buscamos un hombre que nos de seguridad y protección.

4. Leal: Necesitamos confiar en él. Entre el poliamor, las relaciones abiertas, los amigos con derechos, grindr, tinder, hornet y demás aplicaciones, necesitamos saber que ahora solo somos dos, que podemos contar el uno con el otro.

5. Caballero: Que mejor que un galán, y sí, esto a pesar de la exigencia de igualdad y que somos dos hombres, ¿por qué no ser un caballero y esperar a otro caballero? Solamente es mantener un gusto por los detalles, ¡Que rico se siente cuando nos abren la puerta del carro!

6. Buen físico: Con esto no quiero llegar a que debe ser el tipo perfecto de cuerpo hegemonico, adicto al gimnasio, pero si un hombre, que sin importa su contextura física, cuide su cuerpo, su salud física y claro mental.

7. Que sea amigo: Un compañero de vida, de aventuras, de alegrías, de penas, de viajes… con quien compartir y disfrutar el cada día, cada momento y cada locura.

Ojalá un hombre tuviera todas estas cualidades, quizás tú tengas alguna otra cualidad que debe tener un hombre, pero en todos los casos, y sin importar como te gusten los hombres, pensemos que quizá ese príncipe azul está esperándote o buscándote por ahí…

Mi recomendado, esta vez con una diosa del rock la canción 21 Things I Want In A Lover de Alanis Morissette:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here