Si analizamos la historia, desde su principio el hombre ha exaltado el cuerpo y la desnudez. Si entramos en la historia del arte, vemos cómo el cuerpo nos muestra escenas de amor y dolor a lo largo del tiempo.

En esta ocasión les quiero hablar de Javier Marentes.

Javier Marentes
AUTORETRATO: Javier Merentes

Un publicista de la Universidad Central, quien desde la academia encontró en la fotografía una pasión y un arte que lleva desempeñando hace más de 16 años. Un hombre que estuvo en el cambio de la fotografía análoga a la digital, el cual nos cuenta que al principio no aceptaba este cambio, pero que con el tiempo fue invirtiendo en equipos y hoy en día es de los fotógrafos más buscados por su excelente trabajo en desnudos.

Javier en la época de la universidad no sentía el gusto que hoy siente por la fotografía de retrato. Cuenta que era la parte de la fotografía que más le costó aprender, pero que con el tiempo y más de 10 años como profesor, es lo que hoy en día le genera más ingresos.

Llevamos hablando un poco más de media hora sobre lo que fueron sus pasos en la universidad, su residencia en Argentina, ganar un concurso de fotografía de paisajes, hasta llegar al punto, que sé a muchos les llama la atención, cómo fue empezar a retratar desnudos.

Este proceso siempre lo quiso hacer, pero no fue fácil a causa de los múltiples tabúes de las personas. Fue hasta que un día llegó a su estudio un joven bailarín por una sesión para renovar su book. Durante la sesión, el cambio de atuendos y las diferentes poses, se llegó a intentar un desnudo. Estas fotos gustaron tanto al bailarín y a Javier que se convirtieron en una bola de nieve que lo llevó a su éxito como fotógrafo de desnudos.

Javier Marentes
FOTO: Javier Merentes

De este voz a voz que generó su primera sesión. Javier hoy en día puede realizar tres sesiones fotográficas de desnudos a la semana. Cada una de estas tiene una duración aproximada de tres horas, en donde la mayoría de sus clientes son hombres que buscan retratar sus cuerpos desnudos, algunos por cuestiones personales (Onlyfans, gogo dancers, bailarines), pero todos siempre llegan gracias a un referido.

Existe una diferencia muy marcada entre los hombres gais y los hombres heterosexuales que buscan a Javier para realizarse sus fotos de desnudos. Para un hombre gay es mucho más fácil preguntar, cotizar y separar una cita para fotografiar su cuerpo desnudo; en cambio, para un hombre heterosexual, siempre es difícil llegar al punto. Dan vueltas, no saben cómo expresar que lo que buscan es exaltar su cuerpo, aún viven con el miedo y los tabúes presentes.

Javier Marentes
FOTO: Javier Merentes

Lo esencial para Javier como fotógrafo siempre es brindar la mejor energía y confianza con sus clientes. Ver cómo va fluyendo la sesión para así poder encontrar el balance perfecto y lograr las fotos deseadas. Estas fotografías son una terapia para el cuerpo, en la que se busca que el modelo se sienta hermoso, que vea que un desnudo no es ridículo, hacer entender a la persona que todos tenemos algo lindo, se vea como se vea para lograr dejar el estigma. La labor a su vez del fotógrafo, es lograr retratar y plasmar lo bello del cuerpo de cada persona, pues lo importante es el resultado y que cada persona salga de su estudio contento.

Es decir, cuando sale una persona del estudio de Javier Marentes, no solo sale con las fotografías retocadas que escogió, Javier también entrega el material completo que realizó para así lograr que el cliente vuelva, y puedo asegurar que siempre vuelven a retratar sus cuerpos bajo su lente. Podríamos decir que Javier tiene ese don y el conocimiento para hacerte ver bien.

En la actualidad, Javier cuenta con cuatro proyectos personales los cuales le han tomado algunos meses, incluso años, pero que espera pronto darlos a luz. Entre estos proyectos se encuentra un libro de fotografía de desnudos, una exposición con todo el material que durante años ha recolectado y retratado, pues como él dice:

«Las cosas no se pueden dejar pasar por pena o por miedo y debemos encontrar siempre el norte o cómo enfocar nuestras cámaras para lograr nuestras metas»

Javier Marentes
FOTO: Javier Merentes

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here