Una nueva era en los certámenes de belleza ha llegado, quizás ahora la competencia más importante de este tipo en el país, no será lo mismo.

El año 2020 será recordado como un año de grandes cambios, un año que quizás muchos no quisieran ni tener en cuenta dentro de sus almanaques, pero que de seguro muchos tendremos la excusa para motivarnos a evolucionar. Y los certámenes de belleza tan populares en nuestro país no son la excepción.

Desde el año 1934 el Reinado Nacional de la Belleza, ha sido en Colombia el certamen de esta clase, más importante de nuestro país. Es increíble conocer todas las historias que a través de éste se han tejido, desde el corralito de piedra, esta organización sin ánimo de lucro, ha funcionado como un trampolín para varias actrices, presentadoras, modelos y empresarias. Así mismo, el reinado ha permitido que organizaciones sociales se vean beneficiadas por el apoyo de las reinas.

Algo muy curioso que encontré, es que, en el año 1958, fue la primera vez que el Reinado Nacional de la Belleza, envió a una candidata al certamen más importante en el mundo en esta categoría, Miss Universo. Pero lo sorprendente radica en que fue esa primera vez, la primera vez también en que se coronaba a la representante de nuestro país como la más hermosa del planeta, Luz Marina Zuluaga, quien resultó no ser la señorita Colombia, sino la virreina de los colombianos, que terminó por representarnos después de la renuncia por amor de la reina.

Se ha tratado que año tras años sea enviada la reina de belleza de los colombianos a representarnos en este concurso de talla internacional, aunque hubo años en que esto no fue una constante, pero eso es otra historia. Aquí la historia es que, a pesar de todas nuestras representantes, el Concurso Nacional de la Belleza, nunca ha tenido la franquicia de Miss Universe, principalmente por tratarse de una franquicia demasiado costosa.

Pero la empresaria, ex reina y actriz, Natalie Ackerman, ha comprado recientemente dicha franquicia. Lo cual, nos hace ver entonces un cambio que a varios seguidores de este tipo de certámenes les va poner a tambalear.

Resulta entonces que, al adquirir la franquicia bajo la creación de una empresa sin ánimo de lucro, Miss Universe Colombia, ha abierto una puerta de la cual Natalie Ackerman podría tener la única llave, como representante legal que es. Esta organización, sería entonces la única que pudiese llevar a Miss Universe Internacional a la representante por Colombia, lo cual dejaría al Concurso Nacional de la Belleza de Raimundo Angulo, sin poder opinar al respecto.

Uno de los cambios que esta nueva empresa hará, será el de la nueva sede, la cual vendría siendo la ciudad de Barranquilla, y otro cambio radical seria la forma de elegir a la representante. Debido a la cuarentena, esto puede llegarse a dar de dos formas, elegida por los expertos que ya están siendo confirmados por la misma Ackerman o bien a través de un reality show. De todas formas, las inscripciones digitales muy pronto saldrán y si una chica cumple con los requisitos puede hacerlo libremente.

Aquí si es triste comentar algo y es que, dentro de los requisitos, no está permitido que una mujer transgenero se inscriba. Si bien la empresaria Natalie Ackerman ha dicho que esto es debido a que se están guiando por los estatutos que ya traía el Concurso Nacional de la Belleza y lo que buscan es poder migrar paulatinamente a unos nuevos lineamientos, Natalie Ackerman se compromete con las mujeres trans a que, en un futuro no muy lejano, ellas puedan participar concurso; al fin y al cabo, para Miss Universe International, si es aceptada la participación de ellas.

Nos queda entonces esperar a como se van dando las cosas y que, en un futuro, nuestra representante pudiese ser una mujer trans la cual podría ganarse el Miss Universo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here