Steven Cardenas, concejal del partido Conservador colombiano, propone vulnerar la intimidad de las personas LGBT como estrategia para garantizar el respeto de sus derechos fundamentales.

Steven Cardenas, Concejal del Partido Conservador en Pereira, Colombia
Steven Cardenas, Concejal del Partido Conservador en Pereira, Colombia

No es de extrañar la propuesta que ha abierto el debate en Pereira, Colombia sobre realizar un “Censo” o “registro único” para conocer cuántas personas LGBT hay en la ciudad, con miras a justificar una política pública orientada a resguardar y defender los derechos de nuestra población. Y decimos que no extraña, si tenemos en cuenta que quien la propone es un concejal perteneciente a uno de los sectores políticos que mayor resistencia ha demostrado a la institucionalización de la defensa de los derechos de los LGBT: el partido Conservador.

Cárdenas sustenta su “preocupación” en la poca inversión en el programa de “Equidad de Género y Diversidad Sexual”, y en que no se conoce la participación real administrativa, política y educativa. “Estamos hablando de inclusión pero muchas veces las personas no son capaces de decir que pertenecen a ella, desde ellos mismos hay tabú, pero se trata de vincularlos y de brindar todas las garantías y protección a esa persona para su vinculación a todo el municipio. Debe haber respeto y auto respeto”. Argumenta.

El concejal propone volver pública la orientación sexual de los y las pereiranas para poder justificar la inversión social y el respeto de los derechos de una población. Desde egoCity cuestionamos al señor Concejal sí el respeto de los derechos humanos y de la igualdad de oportunidades de los habitantes de su municipio depende de la cantidad.

No podemos seguir cayendo en la trampa de quienes, aparados en una supuesta buena voluntad, promueven la discriminación. Los derechos de las personas LGBT deben partir del reconocimiento y la aceptación de una población que hace y seguirá haciendo parte de nuestras sociedades. Seamos uno, dos o un millón, somos ciudadanos a los cuales se les debe garantizar sus derechos fundamentales respetando su intimidad.

En esa perspectiva, el Artículo 15 de la Constitución señala: “Todas las personas tienen derecho a su intimidad personal y familiar y a su buen nombre, y el Estado debe respetarlos y hacerlos respetar”. Así mismo el Articulo 13 propende por la igualdad al afirmar que: “Todas las personas nacen libres e iguales ante la ley, recibirán la misma protección y trato de las autoridades y gozarán de los mismos derechos, libertades y oportunidades sin ninguna discriminación por razones de sexo, raza, origen nacional o familiar, lengua, religión, opinión política o filosófica. El Estado promoverá las condiciones para que la igualdad sea real y efectiva y adoptará medidas en favor de grupos discriminados o marginados”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here