Justin Timberlake abrió la gala de premios iHeart con el galardón a la mejor canción del año por Don’t Stop The Feeling. Al recoger la estatuilla dio un discurso emotivo, lleno de verdades, y acordándose de aquellos a los que se les quiere robar la voz en Estados Unidos y en otras partes del mundo:

Escribí esta canción porque quería que hablase de inclusión, de estar juntos. Así que quiero aprovechar esta ocasión para dirigirme a los jóvenes, porque hay muchos que me están viendo ahora. Si eres negro o moreno o si eres gay, lesbiana o transexual, o quizás si eres solo un niño afeminado de Tennessee que canta, si alguien te está tratando mal es solo porque tienen miedo o porque les han enseñado a tener miedo de que tú hagas la diferencia. Así que… ¡Qué les den!

Timberlake siempre ha apoyado la población LGBT y sus canciones nos inspiran.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here