Recuerdo la primera vez que escuché a Kim Petras, había puesto una playlist de música pop indie para descubrir nuevos artistas y sonó su canción “Heart To Break” y desde el primer coro me atrapó, busqué rápido su discografía y con ella descubrí a una estrella pop con música que no conocía en la industria.

Luego cuando seguí buscando más sobre mi nueva favorita, fue que descubrí gratamente que Kim Petras es una mujer trans. De hecho, en el 2009 en Alemania de dónde es originaria estuvo en los titulares, cuando se sometió a una cirugía de confirmación de género volviéndola una de las personas más jóvenes en hacerlo.

Pero para Petras al inicio de su carrera fue mejor no hablar sobre su identidad de género, pues no quería que fuera eso lo que la catapultara a la fama en lugar de su música. Por lo mismo ha recibido comentarios negativos por parte de la comunidad LGBTIQ+ por lo que algunos consideran la omisión del tema, incluso al punto de tener que verse obligada a dar explicaciones sobre el razonamiento detrás de esa decisión: Ha dejado claro que estaba cansada de ser rebajada a su identidad de género.

Su primer trabajo estuvo compuesto de 11 canciones que no entraron en un disco o un trabajo extenso, pero hicieron parte de la incursión de Petras a la música. Kim hasta en el diseño de sus portadas escogió un diseño minimalista pues no quería nada que la relacionará con su identidad de género.

Petras cuando empezó a tener más reconocimiento con su música, se enfrentó a la estigmatización del medio debido a que cuando los productores se enteraban de su identidad querían usarlo para generar noticia o ventas. Así que decidió empezar a producir su música de manera autónoma con un sello indie y así tener control sobre su música.

Si me lo preguntarán les diría que en sus playlist deberían tener éxitos como “Heart to break”, “Icy”, “There Will Be Blood” y “I Don’t Want It All” deberían estar dentro de sus rutinas, en estas canciones el estilo pop electrónico oscuro de Petras brilla por lo diferente que es y por la diferencia que tiene al pop contemporáneo.

Y además también si son como yo, que Halloween es como su navidad, Kim Petras tiene un EP convertido en un álbum de 18 canciones dedicado a esta festividad ya que es su favorita del año.

La incursión de una estrella del calibre de Kim Petras en la música representa la excelencia que hay en la población LGBTIQ+ que merece ser reconocida por su talento y solamente por eso, así que mi recomendación es que busquen las mejores canciones de la súper estrella y las pongan a todo volumen.


La realización de este contenido es apoyada por SCRUFF. Únete a una comunidad de más de 15 millones de chicos y encuentra exactamente a quienes te gustan usando los filtros de búsqueda poderosos de la mejor app de citas GBTQ+. Hazte embajador de SCRUFF Venture para ayudar a los miembros que llegan a tu ciudad. Busca una agenda actualizada de los mejores festivales, Orgullos y eventos. Aumenta tus posibilidades con SCRUFF Pro y desbloquea más de 30 funciones avanzadas. Bájala la app acá.

SCRUFF

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here