Este contenido editorial fue creado por el proyecto #TerritoriosQueConVIHven, de la Fundación Poderosas, egoCity y J+Col, con el apoyo de ENTerritorio.
_________

Desde principios de los 80’s, cuando se registraron los primeros casos del VIH como un “raro cáncer” que afectaba a los homosexuales, hasta el reciente caso del “paciente de Londres”, quien ha logrado superar la infección, el VIH ha estado cargado de estigma y discriminación, en especial contra la población sexualmente diversa.

Desde las páginas de algunos diarios en 1981, cuando se hablaba del VIH como un «raro cáncer» que afectaba a los homosexuales, hasta la noticia del «paciente de Londres» ampliamente difundida como el nuevo caso en el que una persona VIH positivo supera la infección, ha pasado mucha agua bajo el puente, como suele decirse, en el tratamiento y abordaje de la enfermedad.

Fue el 20 de mayo de 1983 cuando se publicó un artículo del equipo del Instituto Pasteur de París dirigido por Françoise Barré-Sinoussi, Jean-Claude Chermann y Luc Montagnier que anunciaba el descubrimiento del virus lymphadenopathy-associated (posteriormente llamado VIH), vinculado a los casos de inmunodeficiencia reportados desde 1981 y nombrados como Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA).

Con la demostración de la eficacia de la Terapia Antirretroviral Altamente Activa (HAART) en 1996 cambió el curso de la epidemia y convirtió al VIH en una enfermedad crónica. Hoy, el tratamiento como prevención, el control de la transmisión vertical y las remisiones logradas en 2012 y 2019 permiten creer que la meta 95-95-95 (95% de las personas con VIH diagnosticadas, 95% de ellas en tratamiento y 95% de quienes están en tratamiento con carga viral indetectable) planteada por ONUSIDA para 2030 no está tan lejos.

Por ello, como una forma de reconocer la historia y a los cerca de treinta y tres millones de personas que han fallecido a causa del SIDA, en una gran mayoría de la población LGBTI, a continuación resaltamos algunos de los que se pueden constituir en los hitos históricos de la respuesta al VIH/SIDA en el mundo:

Se emite la primera alerta sobre un extraño tipo de cáncer (1981)

1981, exactamente, el 5 de junio, la organización estadounidense de vigilancia y prevención de enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), informó sobre una forma rara de neumonía entre jóvenes homosexuales de California. Se trata de la primera alerta sobre el SIDA, aunque en ese momento la enfermedad carecía de nombre.

El CDC reportó posteriormente las mismas «infecciones oportunistas» entre consumidores de drogas inyectables (fines de 1981), hemofílicos que recibían transfusiones de sangre (mediados de 1982) y entre haitianos residentes en los Estados Unidos (mediados de 1982).

El término AIDS (Acquired Immune Deficiency Syndrome) apareció en 1982. En español se adoptó SIDA: Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida.

Los diarios de la época hablaban de un “raro cáncer” que afectaba a los homosexuales

Descubrimiento del virus (1983)

A comienzos de 1983, el equipo del Instituto Pasteur de París, dirigido por Françoise Barré-Sinoussi, Jean-Claude Chermann y Luc Montagnier, anunció el descubrimiento del lymphadenopathy-associated virus (virus asociado a la linfoadenopatía, LAV), que luego se conoció como Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH). Los investigadores creían que «podría estar implicado» en el SIDA.

Un año más tarde, Estados Unidos anunció que el especialista estadounidense Robert Gallo había hallado la «causa probable» del SIDA, con un retrovirus bautizado como HTLV-III. LAV y HTLV-III son en realidad el mismo virus, que en 1986 fue bautizado como VIH, Virus de Inmunodeficiencia Humana.

La llegada del primer antirretroviral (1987)

Gracias a la presión de los activistas, representados en aquella época por un movimiento llamado “Act Up” y la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EEUU (FDA), se redujo el tiempo de aprobación de las drogas para el sida.

El 20 de marzo de 1987, se presentó el AZT, primera droga antirretroviral. Se trataba de un tratamiento costoso y de pesados efectos secundarios.

El VIH/SIDA no discrimina (Inicios de los 90’s)

Aunque Rock Hudson, estrella de Hollywood, fue la primera persona famosa en fallecer a causa de las complicaciones ocasionadas por el sida, en 1985, los 90’s pasaron a la historia como la década en la que se registraron un mayor número de celebridades que fallecieron por la enfermedad. El primero de ellos fue el líder de la banda inglesa Queen, Freddie Mercury, el 24 de noviembre de 1991.

En 1994, el bailarín soviético Rudolf Nureyev (6 de enero) y el tenista norteamericano Arthur Ashe (3 de febrero) murieron por causas asociadas al sida.

En 1994, el sida se tornó la primera causa de muerte entre los estadounidenses con edades entre 25 y 44 años.

territorios que convihven

Se logra reducir la transmisión de madre a hijo (1994)

El ensayo clínico conocido como «076» indicó que el AZT reducía las tasas de transmisión de madre a hijo en dos terceras partes.

Llegan al mercado los cócteles de drogas (1995)

Los años 1995 y 1996 marcaron la aparición de nuevas clases de medicamentos. Se agregaron nuevos antirretrovirales al tratamiento: Abacavir, Nelfinavir, Delevirdina y Efavirenz. Fue el inicio de las combinaciones de diferentes drogas, las triterapias -o cocktails-, que se mostraron muy eficaces.

El nacimiento de ONUSIDA (1996)

Se creó el Programa Conjunto de Naciones Unidas sobre el Sida (ONUSIDA). Desde entonces, lideró e inspiró la innovación y la colaboración a nivel mundial, nacional y local para dar respuesta al VIH/sida.

El antirretroviral Truvada fue el primer tratamiento preventivo aprobado para reducir el riesgo de contagio

La aparición de los testeos rápidos (2002)

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los EEUU (FDA) aprobó el uso de los test rápidos, que ofrecen resultados con el 99,6% de exactitud en tan sólo 20 minutos.

PrEP como tratamiento para prevenir el VIH (2007)

Se llevaron a cabo los primeros ensayos de Profilaxis Pre Exposición (PrEP) para reducir el riesgo de adquisición del VIH entre personas que estuvieron expuestas al virus. El 16 de julio de 2012 se autorizó en los Estados Unidos el primer tratamiento preventivo, el antirretroviral Truvada.

El paciente de Berlín (2012)

Se conoció el caso de Timothy Brown, quien vivía con VIH y luego de recibir un trasplante de médula ósea por una leucemia que padecía de manera concomitante, perdió por completo la presencia del virus en su sangre. Fue el primer caso en la historia de una persona que se libró de la enfermedad.

Lanzamiento de la Estrategia 90-90-90 (2015)

ONUSIDA estableció nuevas metas para 2020: 90% de las personas con VIH diagnosticadas, 90% de ellas en tratamiento y 90% de quienes están en tratamiento con carga viral indetectable.

La segunda remisión (2019)

Científicos lograron que una persona, identificada únicamente como «el paciente de Londres», superase la infección de VIH. Se trata de un hombre que no muestra rastros del VIH después de 19 meses. Los expertos que presentaron el hallazgo en la Conferencia sobre Retrovirus e Infecciones Oportunistas, en Seattle, son cautos al hablar de cura y se refieren a «una remisión de largo plazo».

_________
Este contenido editorial fue creado por el proyecto #TerritoriosQueConVIHven, de la Fundación Poderosas, egoCity y J+Col, con el apoyo de ENTerritorio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here