El amor es la experiencia que todos alguna vez en nuestras vidas esperamos vivir. Hay quienes lo encuentran más de una vez pero, ¿cómo saber si estás listo para amar de nuevo?

Las relaciones de pareja son parte fundamental en la dinámica diaria de nuestra vida como jóvenes o adultos, ya sea un lazo sexual, emocional o afectivo, siempre nos veremos ligados a alguien que despierta en nosotros este tipo de sentimiento.

Una ruptura amorosa, es sin duda uno de los episodios más difíciles que vivimos a lo largo de la vida desde la adolescencia a la adultez.

No estamos a salvo de pasar por este sentimiento de decepción que muchas veces puede alejarnos de la idea de encontrar una persona con la cual compartir nuestro día a día o peor aún, -así muchos de ustedes piensen que es cursi- creer en el amor de nuevo.

Cada persona vive su duelo de forma diferente, quizá, muchas veces, estamos listos para volver a empezar, pero no nos damos cuenta por miedo a vivir y sentir esta emoción de nuevo.

Te dejamos con algunas señales que te pueden servir para identificar que estás listo para abrir tu corazón:

No se busca sexo: Todo depende, algunas personas entregan este sin sabor amoroso al desenfreno sexual creyendo que de esta manera lograrán superar tan amargo impase. Lo menos que uno necesita en ese momento es involucrarse con más personas.

Por eso, cuando notes que necesitas buscar sexo para aliviar tu pena, más bien empieza a compartir de forma abierta y sincera con tu grupo de amigos, es una muy buena señal de que empiezas a asimilar y a sanar las heridas.

Se mira las falencias de ambos: Las relaciones amorosas se acaban por muchos factores, infidelidades, mentiras, abusos, poco entendimiento, en fin, un sin número de situaciones que pueden acabar con la conexión de alguna de las partes.

La comprensión es sin duda uno de los mayore ejercicios de superación que podemos hacer, la culpa es el primer factor reflejado después de la ruptura, siempre estamos buscando señalar qué o quién falló, más allá de analizar a gran escala todos los detalles que llevaron a terminar la relación.

Cuando analizamos sin culpas, sin juzgamientos y decidimos dar el paso al popular ‘dejar ir’ sin duda alguna estamos dirigiéndonos al camino de la superación.

Ya no stalkeas: Hoy tenemos todos los medios para enterarnos que hace el otro, las redes sociales son el principal medio por el cual nos damos látigo y jugamos al masoquismo; Stalkiamos para ver cómo está, dónde ha ido, qué ha hecho este tiempo, o peor aún, nos fijamos si ya está saliendo con alguien.

No decimos que no revises, es imposible, pero el no visitar su perfil 152 veces diarias, es sin duda un gran paso de superación y olvido.

No hablas de él o ella: Le dejas a un lado, no por evitar hablar de su persona, sino más bien, porque de forma espontánea y natural ya no sientes la necesidad de desahogarte, de hacerle parte de tus temas, de tu vida cotidiana, ya, en ese punto, si se hace notoria la verdadera superación y olvido.

Sientes comodidad saliendo con personas nuevas: Esta sí que es la prueba de fuego. Cuando te ves con alguien que genera en ti más allá de una chispa física y sexual, empieza de nuevo a surgir la química, las conversaciones fluidas, las llamadas, los buenos días y buenas noches, los contactos físicos y coquetos, en fin, todo este proceso de conquista que es tan rico y nos hace sentir tan bien.

Si hace poco saliste de una ruptura amorosa y ya estás listo para conocer a hombres nuevos, te recomendamos descargar Scruff, un app de para hombres gay con más de 13 millones de usuarios a nivel mundial, donde sin duda alguna, encontrarás a alguien con tus mismos intereses.

No temas vivir esta experiencia de nuevo, el sentir hace parte de la vida, de lo bueno y lo malo siempre se aprenderá, lo mejor que puedes hacer desde lo que ofreces es hacer las cosas de la forma más transparente y sincera, así lo que se obtenga no sea lo mismo.

Descarga Scruff.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here