La BBC ha publicado un interesante artículo donde se exponen las historias de niños transgénero que retrasan su pubertad para tener más tiempo en decidir su sexualidad.

En los últimos 4 años, la BBC ha seguido el caso de niños en Reino Unido que han retrasado su pubertad para que tengan mayor tiempo en decidir si quieren ser hombres o mujeres.

Jessica es uno de esos casos, a sus 11 años y con 2 desde su ‘transición’ ,esta pequeña asiste al colegio asumiendo su identidad femenina.

«Estoy contenta de que me hayan dado la medicación porque ahora sé que no me va a salir vello facial. No quiero barba, soy una chica».

El tratamiento que bloquea la pubertad consiste en inyectarse hormonas mensuales. Jessica se prepara para asistir a la secundaria el próximo septiembre.

Jessica es bastante consciente de su proceso «Si alguien me pregunta si soy transgénero, entonces se lo digo. No lo voy a gritar, pero lo voy a decir»

Lily es otra pequeña que está en el tratamiento, a sus 10 años, cuenta para el medio que ha tenido que hacerle frente a los comentarios en contra en su escuela.

El servicio de salud pública de Reino Unido (NHS), tiene dos centros especializados en el trato a personas transexuales menores de 18 años. El número de niños a alcanzado una cifra de 2.519, aumentando casi un 25%.

Estos resultados dan a entender una mayor compresión en la sociedad inglesa respecto a casos de disforia de género, generando mayor interés en búsqueda de procedimientos y tratamientos para el acompañamiento adecuado.  

Este procedimiento es totalmente reversible y se basa en evitar que el cuerpo produzca hormonas sexuales ralentizando los procesos de crecimiento en los senos, engrosamiento de la voz y aparición del vello corporal.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here