La justicia italiana valida definitivamente la adopción de un niño por una pareja gay, por primera vez en el país.

El Tribunal de Menores de Roma valida definitivamente la adopción de un niño de seis años, nacido en Canadá mediante un vientre de alquiler, por la pareja de su padre biológico. Se trata del primer caso de estas características que se produce en Italia, posible por la ausencia de apelación en los plazos previstos por ley, que hace que esta decisión sea definitiva.

Desde 2014, el Tribunal de Menores de Roma ha pronunciado, al menos, unas quince adopciones por parte de compañeras de madres biológicas, basándose en la legislación actual sobre la adopción, que privilegia el interés del niño por tener una “continuidad afectiva”. Pero hasta ahora la fiscalía había apelado, suspendiendo las decisiones. Sólo una de ellas ya ha sido validada en apelación, pero debe pasar a la corte de casación.

La asociación Famiglie Arcobaleno (en español, Familias Arcoiris), ha catalogado de “decisión histórica”, la sentencia de estos dos padres homosexuales. A finales de febrero, el Senado italiano adoptó una versión de la ley sobre las uniones igualitarias pero expurgó el artículo sobre la posibilidad de adoptar niños naturales por parte del otro miembro de la pareja, lo que decepcionó a las asociaciones homosexuales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here