Con un 63,1% de votos a favor, Suiza aprobó este 9 de enero, a través de referendo, la penalización de todo tipo de discriminación u odio por orientación sexual.

Luego que en el 2018, los legisladores buscaran corregir el vacío que existía en la penalización de casos de homofobia a través de una ley que la igualara al racismo, grupos religiosos ultraconservadores se opusieron al proceso, con apoyo de la Unión Democrática de Centro (UDC), el partido de ultraderecha, reuniendo cien mil firmas para obligar que se convocara a un referendum que despenalizara la homofobia.

Sin embargo, el proceso no fue como lo esperaban, el pasado domingo 09 de febrero Suiza derrotó con un 63,1% a quienes buscaban despenalizar la homofobia bajo la excusa de defender la libre expresión.

«Nadie debe tener temor de expresar sus ideas siempre y cuando lo haga de manera respetuosa» manifestó Karin Keller-Sutter, Ministra de Justicia, frente a los reclamos de grupos de ultraderecha sobre su derrota en el referendum.

La revisión aprobada se une a la ley que en 1995 se había aprobado para criminalizar la discriminación por razón de raza o religión, la cual puede llegar a cobijar hasta tres años de cárcel. Pero, no todo es color rosa, el referendum cubre la orientación sexual, pero no la identidad de género.

Partidarios de la ley buscaban que ésta cubriera tanto la identidad de género como la sexualidad, pero los oponentes en el parlamento suizo votaron varias veces para eliminarla, argumentando que el término era demasiado ‘vago’, dejando desprotegidas a personas trans y género fluido.

La Transgender Network Switzerland (Red Transgénero Suiza), declaró que la decisión «excluye y margina aún más a las personas transgénero e intersexuales, la ley sólo estará completa cuando también condene discriminación basada en la identidad de género».

En un país donde todavía no es legal el matrimonio igualitario y los promotores del referendum ya anunciaron empezar a recoger firmas para irse contra éste, el avance que da esta decisión democrática en pro de la igualdad de derechos es significativa, esperemos que esto sea un comienzo de una ola de aprobación legal a favor de la diversidad.

‘»Es una victoria colectiva», da la bienvenida al padre de la iniciativa parlamentaria contra la homofobia, @MathiasReynard, que viene a dar un discurso para cerrar el día en Berna.’ publicó en Twitter el periodista Boris Busslinger.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here