En una entrevista con la revista Time, Ellen Page afirmó que le parecía “sencillamente ofensivo” llamar a un actor “valiente” por hacer papeles gay.

El pasado 27 de agosto, la revista Time publicó una entrevista que le hicieron a la actriz Ellen Page por su nueva película “Freeheld”, en la cual junto a Julianne Moore, protagonizan la historia sobre la lucha de la vida real de una pareja de lesbianas por ser reconocidas como una pareja antes de que el matrimonio igualitario fuera legal en los Estados Unidos.

La película, que se estrenará en octubre de 2015, se centra en la lucha de estas dos mujeres porque el gobierno les reconociera su relación para que la agente de policía Laurel Hester (Moore) pudiera dejarle su pensión a Stacie Andree (Page) después de ser diagnosticada con un cáncer pulmonar terminal.

En el artículo, la actriz nominada al Oscar por su papel en “Juno” (2007) habla sobre la importancia de esta nueva producción en particular, su experiencia saliendo del closet y evolucionando a una activista LGBT y la postura de la industria frente a las historias LGBT.

La siguiente entrevista fue tomada y traducida de Time para los lectores de egoCity:

Time: Les tomó seis años terminar la película desde que tú aceptaste el papel. ¿Cómo ha sido la espera?

Ellen Page: Inicialmente me involucré porque Stacey Sher y Michael Shamberg, los productores de la película, me enviaron el documental. Estaba grabando una película en Detroit en ese momento, y solo ver el trailer del documental -no había visto el documental todavía, y estaba sentada en la habitación de mi hotel llorando. Dije que sí inmediatamente. Se demora un poco encontrar un guionista y cuadrar todo. Supongo que seis años es una espera larga, pero encontrar capital independiente para una película protagonizada por dos mujeres no es tan sencillo.

T: ¿Conociste a Stacie? ¿Cómo investigaste para este papel?

E: He vivido con el documental mucho tiempo y lo he visto múltiples veces en los últimos años. Ha sido una gran parte de mi vida y el guión ha estado en mi vida un buen tiempo. Emocionalmente, me siento conectada a él; me ha tocado en un nivel emocional. Stacie fue muy amable con Julianne y conmigo. Pasé una tarde con ella. No hay necesidad de decir que fue emocionalmente duro e intenso hablar de estas cosas, pero su disposición para hablar fue muy hermosa y generosa.

T: El aspecto físico de interpretar una mujer que cambia neumáticos con esa habilidad debió haber sido un cambio para ti.

E: Eso es algo que nunca había experimentado antes. Odio usar estas palabras porque siento que es reductivo pero es más masculino; fue básicamente aceptar todo eso e ir más allá – una parte de mí creció.

T: Supongo que por el efecto que puede tener en tu carrera, tu actuación es algo que tienden a llamar “valiente”. ¿Cómo crees que esa palabra se relaciona con los actores?

E: Puede que esto no sea lo mejor para decir, pero me cuesta cuando la gente llama a los actores valientes. En realidad no lo entiendo, porque nuestro trabajo es leer algo que está en un papel.

T: Desafortunadamente, no hay muchas películas sobre personajes LGBTQ, entonces pareciera que los actores toman un riesgo en su carrera al hacerlo.

E: Cuando llaman a la gente valiente por interpretar personas LGBTQ, es sencillamente ofensivo. Nunca me van a considerar valiente por interpretar a una persona heterosexual, y no deberían hacerlo. Es difícil decir esto, porque el contexto de la película es tan trágico, pero para mí había un sentimiento profundo de paz en el set que no había sentido en mucho tiempo, probablemente desde que era una adolescente y comencé a tener esos momento tan hermosos y afortunados en las películas. Hay algo con salir del closet, hacer un papel gay, e interpretar una mujer que me inspira tanto – fue una experiencia maravillosa para mí. Honestamente, si termino haciendo solo papeles gay por el resto de mi carrera, estaría encantada. ¡Ojalá pudiera, honestamente!

T: ¿Vas a intentar trabajar más en el lado de la producción?

E: Sí, eso he estado haciendo – hay un proyecto en este momento que no han anunciado. No puedo hablar específicamente de él. Y tengo dos [proyectos] que son… “gay”. Me duele un poco llamarlos así, pero son sobre dos personas del mismo sexo. Me interesan estas historias. Sobra decir que me emociona hacer papel heterosexuales, si me conecto con ellos. Pero soy gay, entonces cuando me siento en un teatro y veo Blue is the Warmest Color, ¡siento una alegría profunda! Porque es la oportunidad de ver algo que he experimentado como una mujer gay. Probablemente es egoísta.

T: Es interesante que muchas personas vean Blue is the Warmest Color o Freeheld como una “película gay” de nicho, de la misma forma que llaman Selma una “película de negros”.

E: Obviamente ese es el gran problema, particularmente para la comunidad LGBT, y todas las minorías. Nativos americanos y canadienses: ¿dónde están estas historias? ¡Quiero ver estas historias! Y espero que el cambio se de pronto. Es evidente desde lo que la gente está viendo en televisión que quieren diversidad. Lo quieren. Sea consciente o no, no estoy segura, pero mira Orange is the New Black. Ves actores que, si ese show no existiera, nunca hubiéramos visto – Eso es extraordinario. Me emociona porque la razón para ir a ver una película es para perderse en otro mundo, y que tu humanidad se conecte con otra, que puede que nunca conozcas en tu vida. Para conmoverse y sentir compasión, eso es lo maravilloso que puede lograr el arte, ¡y particularmente el cine! Quiero ver historias gay, por supuesto, porque soy gay y quiero conectarme con una reflexión sobre mi vida en pantalla. Pero también quiero ver cómo es ser un joven nativo, un afro-americano, afro-canadiense. Esperemos que eso siga cambiando.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here