Jessica Millamán a pesar de haber jugado al hockey femenino profesional durante tres años le denegaron la renovación del carné.

Millamán no ha tenido ningún problema para jugar en la división intermedia de hockey femenino en los últimos tres años. La Asociación de Hockey del Valle de Chubut, en el Club Germinal de Rawson, sin embargo, le ha denegado la renovación de su carné para jugar porque, según ellos, “existe una diferencia física” con respecto a las demás jugadoras.

Tengo un tratamiento hormonal que me avala, mis hormonas dicen lo mismo que mi DNI. No tengo hormonas masculinas tampoco masa muscular. Incluso compito con inferioridad porque mido 1,76 metros y peso 52 kg…. Estoy fichada en la Asociación de Hockey de Césped y Pista del Valle, en Chubut. Fui a pagar mi fichaje y me lo rechazaron sin respuesta alguna. Como no me dan ninguna razón, lo tomo como discriminación

La jugadora ha explicado su situación en un video donde promueve una campaña con los hashtags #TodxsSomosJessica y #BastaDeDiscriminacionEnChubut donde da a conocer la discriminación de la que ha sido objeto. Pide ayuda para luchar por sus derechos, “las personas tienen que tener derecho a hacer el deporte que quieran, mientras tengan el documento que valide quiénes son», proclama en el vídeo

Ha tenido tal repercusión esta propuesta que ha conseguido ser recibida por el presidente de la Asociación de Hockey del Valle en la Subsecretaría de Relaciones Institucionales del Gobierno de Chubut.

El caso de Millamán reabre el debate sobre la separación binaria de las categorías deportivas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here